Saltear al contenido principal

Aprende español en Barcelona durante la Navidad

¿Te has preguntado alguna vez cómo sería pasar la Navidad en Barcelona? Es una manera perfecta de aprender español en Barcelona, mientras disfrutas de las fiestas en un lugar muy especial.

¡Pero espera, todavía no reserves tu vuelo! Aquí van algunos consejos que deberías tener en cuenta para sacar el máximo partido a tu experiencia.

Las fechas (¡no te olvides del 6 de enero!)

Seguramente te estás preguntando qué hacer en Nochebuena, el día de Navidad y quizá incluso el día de Fin de Año, pero hay un día muy importante en España durante las fiestas: el 6 de enero. Es el día que se celebra la llegada de los Tres Reyes Magos, o Reyes de Oriente. También es, habitualmente, cuando los niños reciben sus regalos de Navidad.

El día antes (es decir, el 5 de enero) hay un gran desfile (una “cabalgata”) que cruza una buena parte de Barcelona. Así, los tres reyes, Melchor, Gaspar y Baltasar, atraviesan algunas de las calles y avenidas más importantes de la ciudad mientras la gente les aclama. Es una celebración divertida y, aunque puede ser un poco confusa para foráneos, de algún modo tiene sentido que los regalos se repartan el día que, según la tradición, Jesús recibía los regalos tras su nacimiento. Pero no nos anticipemos, hay muchas más cosas que suceden antes de este desfile.

Cosas que hacer en Barcelona durante la Navidad

Comprar un árbol:

La ciudad conserva la tradición de decorar las calles y organizar mercados navideños con todo tipo de productos típicos. Probablemente el mercado más famoso es el que encontramos en la Plaza de la Catedral, que preside la catedral de Santa Eulàlia. Hay que prestar especial atención a este mercado, ya que es uno de los pocos puntos de la ciudad en los que se puede comprar un árbol de Navidad de verdad (es muy habitual tener uno de plástico en Barcelona).

Eso sí, si vas a optar por un árbol de verdad, infórmate de dónde se colocará el punto de reciclaje de árboles en tu barrio, para poder deshacerte de él de una manera sostenible una vez hayan acabado las fiestas.

Comprar regalos:

El segundo punto de interés en este “pasear y comprar” es la Fira de Reis (la Feria de Reyes, en catalán). La encontramos en la avenida Gran Vía, entre las calles Muntaner y Calabria. Ahí se puede comprar todo tipo de productos (no sólo navideños) y es el lugar perfecto para encontrar regalos.

El clima

El tiempo es bastante benévolo en Barcelona durante la Navidad. No es una época especialmente lluviosa en la ciudad. Puedes esperar cielos despejados y una temperatura que suele moverse entre los 9ºC y los 14ºC. Eso sí, has de tener en cuenta que estaríamos hablando de un aproximado, ya que algunos años ha hecho mucho más frío o mucho más calor. Nuestro consejo sería que te prepararas para un invierno europeo y, si se da el caso de que acabe haciendo calor, no tengas problema en quitarte algunas capas de ropa y disfrutar del buen tiempo.

Nochevieja (Fin de año)

Independientemente de la temperatura, el Fin de Año siempre se celebra en la playa de Barcelona. Lo que empezó como una reunión informal de grupos de amigos cerca del mar para celebrar el nuevo año se ha convertido, con el tiempo, en una celebración masiva.

El único inconveniente es que es bastante habitual que a alguien distraído le roben la cartera, el bolso o el teléfono móvil en este tipo de celebraciones, pero si prestas un poco de atención a tus pertenencias no debería pasarte nada de eso.

También hay algunas macrofiestas que se organizan por toda la ciudad, de las cuales puedes reservar una entrada por anticipado, con algunas (demasiadas) bebidas incluidas en el precio. El recinto del Poble Espanyol, en Montjuic, suele organizar una de las más grandes de la ciudad.

Espera… ¿que está haciendo qué?

Este es uno de los puntos más complicados de explicar sobre las fiestas en Barcelona. Se trata de una tradición catalana que puede sorprenderte si no te preparas para ella. Si prestas atención a los pesebres que representan imágenes navideñas alrededor de la ciudad, podrás ver que algunas de las figuras que lo componen parecen estar…defecando. Y es porque, en efecto, lo están haciendo. Se trata de la figura del Caganer (en catalán, algo así como “el cagador”), un campesino típico catalán, con los pantalones bajados y haciendo sus necesidades.

Pues bien, una vez hayas asimilado este concepto, tendrás que empezar a investigar el “Tió de Nadal”, que es nada menos que un tronco que también defeca, pero en este caso se trata de regalos. La cosa va más o menos así: los niños golpean el tronco con un palo y este (el Tió) defeca regalos para ellos. Explicadas juntas, las dos tradiciones parecen indicar un gusto algo extraño de los locales, pero prometemos que son las dos únicas tradiciones barcelonesas relacionadas con el sistema digestivo. Bromas a parte, ambas tradiciones son una buena excusa para comenzar una conversación y te permitirán practicar tus habilidades. Si quieres aprender español en Barcelona utilizándolas, asegúrate de practicar tu vocabulario antes, porque seguro que no es tu tema de conversación habitual.

¿Te has preguntado cómo sería aprender español en Barcelona durante la Navidad? Aprende español en Barcelona con Expanish Spanish School, ¡te explicamos todo lo que tienes que saber al respecto!